volver
Noticias
28 noviembre 2023

ODS 6 y la Brecha de Agua y Saneamiento: Desafíos en las Comunidades Campesinas de la Subcuenca de Santa Eulalia

Por: Piero Villarroel Olivares, Especialista en Programas y Proyectos de AQUAFONDO                                                                                                                 

El acceso al agua potable y al saneamiento básico es un derecho humano fundamental; sin embargo, muchas comunidades campesinas en la subcuenca de Santa Eulalia enfrentan desafíos significativos en este aspecto. Es crucial reflexionar sobre la situación actual y explorar cómo los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS), en particular el ODS 6, pueden ser herramientas clave para abordar esta brecha.

ODS 6 y la Brecha de Agua

 

El Objetivo de Desarrollo Sostenible 6 se centra en garantizar la disponibilidad y gestión sostenible del agua y el saneamiento para todos. En el contexto de la subcuenca de Santa Eulalia, este objetivo se vuelve especialmente crítico para mejorar la calidad de vida de las comunidades campesinas. El saneamiento adecuado y las prácticas de higiene son fundamentales para prevenir enfermedades y promover el bienestar.

En la subcuenca de Santa Eulalia, comunidades campesinas con San Pedro de Casta, San Juan de Iris, San Lorenzo de Huachupampa entre otras, enfrentan desafíos significativos en cuanto al agua y saneamiento. La escasez de agua potable, la falta de infraestructuras adecuadas de saneamiento, desigualdades socioeconómicas, la contaminación ambiental, la falta de conciencia y educación, y la amenaza del cambio climático son obstáculos fundamentales. Estos desafíos afectan la salud y calidad de vida de la población, creando una urgente necesidad de soluciones integrales que aborden la disponibilidad de agua, la gestión sostenible y la participación comunitaria para cerrar la brecha en agua y saneamiento en la región.

 

Soluciones Integrales

Desde AQUAFONDO, en respuesta a los desafíos en la subcuenca de Santa Eulalia en materia de agua y saneamiento, proponemos soluciones integrales. Esto incluye la implementación de infraestructuras sostenibles en Soluciones basadas en la Naturaleza, como, por ejemplo, la rehabilitación de más de 20 km de canal amunero en la comunidad campesina de San Pedro de Casta, más de 10 km en la comunidad campesina de San Lorenzo de Huachupampa, más de 2 km en la comunidad campesina de Santiago de Carampoma y más de 3 km en la comunidad campesina de San Juan de Iris. Esto aporta un volumen de infiltración de más de 4.2, 0.4 y 0.6 millones de metros cúbicos al año, respectivamente.

Además de programas educativos que fomenten la conciencia y la participación comunitaria, proponemos el desarrollo de capacidades locales para asegurar la sostenibilidad a largo plazo, la colaboración activa con actores locales y gobiernos, y la promoción de prácticas agrícolas sostenibles para reducir la contaminación del agua. Estas iniciativas abordan de manera integral los desafíos, contribuyendo al cumplimiento de los Objetivos de Desarrollo Sostenible, particularmente el ODS 6, y cerrando la brecha en agua y saneamiento en las comunidades campesinas de la subcuenca de Santa Eulalia.

 

 

Un Llamado a la Acción Colectiva

En la subcuenca de Santa Eulalia, la realidad desafiante que enfrentan las comunidades campesinas en términos de acceso limitado al agua potable y saneamiento básico nos invita a una profunda reflexión. En medio de la escasez y las condiciones insalubres, surge la necesidad de preguntarnos no solo sobre la importancia fundamental del agua como recurso vital, sino también sobre nuestra responsabilidad colectiva de asegurar que todos, independientemente de su ubicación geográfica o condiciones socioeconómicas, gocen del derecho humano básico a un ambiente limpio y saludable. Este llamado a la reflexión nos insta a cuestionar nuestras prácticas y a explorar soluciones sostenibles, recordándonos que la gestión equitativa y sostenible del agua no solo es una necesidad, sino un compromiso ético con las generaciones presentes y futuras. En este contexto global de cambio climático, es bueno preguntarnos ¿Cómo podemos contribuir individual y colectivamente para cerrar esta brecha y construir un futuro donde el acceso al agua sea un derecho universal garantizado?